bonificaciones a vehiculos pesados en los peajes de la AP-2 y AP-68

Se ha acordado analizar la posible modificación del punto de conexión en Tudela, barajando otras ubicaciones alternativas.

Representantes del área de Infraestructuras del Ministerio de Fomento, el departamento de Obras Públicas de Navarra y la empresa concesionaria de la autopista AP-68 se han reunido para analizar la situación tras la entrada en vigor del desvío obligatorio de vehículos pesados de mercancías desde la N-232 y la bonificación del peaje en el tramo Zambrana-Tudela de la autopista.

En concreto, se ha abordado el aumento del tráfico de camiones que se ha producido en el entorno del enlace de Tudela desde la aplicación de la medida del desvío obligatorio. Tanto Fomento como la administración navarra coinciden en que es preciso estudiar posibles soluciones para la mejora de este problema.

Además, un grupo de Ayuntamientos cercanos ha manifestado recientemente que el desvío está afectando negativamente al tráfico general, con el consecuente riesgo para la seguridad vial y la mayor dificultad de acceso a servicios públicos esenciales.

Entre las diversas opciones planteadas en la reunión, se ha acordado impulsar las conversaciones existentes con la Diputación de Aragón para la puesta en marcha de medidas de desvío acompañadas de bonificaciones de peaje.

Del mismo modo, se ha acordado analizar la posible modificación del punto de conexión en Tudela, barajando otras ubicaciones alternativas técnicamente viables. Desde el Gobierno, se han comprometido a que el eje viario funcione, en todo momento, con unos niveles de servicio adecuados y unos estándares de calidad óptimos.

Por ello, Fomento analizará próximamente las distintas posibilidades, con el fin de acordar las medidas definitivas que se implantarán en los próximos encuentros con la administración navarra.