La producción de vehículos en la planta de Ford en Almussafes, Valencia, es ahora mucho más eficiente gracias a una solución desarrollada por el equipo de Prensas, basada en un sistema de geolocalización.

Para la fabricación de los vehículos, se precisa el uso de matrices con las que se crea cada pieza individual, como el paragolpes, el capó, las aletas o las puertas. En esta fábrica, se usan concretamente unas 1.200.

Durante el proceso de fabricación, puede ser necesario llegar a trasladar un juego de matrices y cambiarlo por otro varias veces al día, con lo que la colocación y almacenamiento cambian constantemente.

Los equipos suelen seguir las indicaciones escritas manualmente en una pizarra, pero cuando la matriz se mueve, lo que se había anotado en la pizarra se borra y el operario suele perder mucho tiempo buscando la pieza.

Esto puede suponer retrasos en la producción, con el consecuente impacto en la fabricación del vehículo. En la planta de Almussafes se cambian alrededor de 30 matrices al día para producción, y unas 50 se mueven de lugar para tareas de mantenimiento.

Códigos QR para la localización

Por ello, un equipo de la planta de Almussafes ha desarrollado una solución de muy bajo coste, que evita a los operarios largas búsquedas por la planta, con los problemas de seguridad que esto puede conllevar, pudiendo también programarse los cambios de matriz.

Se trata de un sistema de geolocalización capaz de saber la posición de las matrices con una precisión de +/- 5 metros, utilizando un servidor, una red wifi, varios dispositivos móviles, y códigos QR.

Al almacenarlas en la planta, los operarios deben registrar en uno de los dispositivos móviles el sitio exacto donde la dejan, para lo cual tan solo han de leer el código QR. Cuando un trabajador quiera volver a localizarla, únicamente deberá solicitar este dato a través del móvil para ver dónde ha sido almacenada.

La factoría ha sido la primera de Europa y quizás de todo el mundo en emplear este innovador sistema, que se exportará al resto de plantas y asegurará la continuidad de la producción, evitando parones y retrasos.