La delegación española de Ford Trucks cumple su primer año en un contexto marcado por el Covid-19 que ha obligado a la marca a adaptar su estrategia a la nueva situación. Incluso bajo los efectos de la pandemia, ha logrado superar las expectativas en cuanto a la composición de la red, con un total de 17 puntos hasta el momento, frente a los 10 que se habían planteado.

La red, que cubre las áreas de las principales vías de transporte en la península y las Islas Canarias, llegará a los 20 puntos a final de 2020, todos ellos caracterizados por su experiencia y conocimiento del sector, pero también por su cercanía con sus clientes.

El objetivo es acompañar a los clientes a lo largo de todo el camino, con el apoyo de una red potente y profesional, de forma que los profesionales puedan afrontar en las mejores condiciones las dificultades actuales. En este sentido, se han puesto en marcha una serie de medidas comerciales, empezando por una garantía a cinco años sin límite de kilometraje.

Adicionalmente, desde inicios de septiembre, cuenta con una oferta de financiación para el F-MAX al 0% de interés, con una cuota de 999 euros el primer año, para rebajar la presión financiera de los transportistas. En paralelo, ha activado su programa de paquetes de mantenimiento, F-Control, con ofertas personalizadas y adaptadas a las necesidades de los clientes.

En diciembre de 2019, la marca estrenó sus instalaciones para la gestión de la logística y distribución de recambios en territorio nacional, aunque no estuvo plenamente operativa hasta mediados de año. El espacio, localizado en el municipio madrileño de Camarma de Esteruelas y gestionado por Groupe CAT, cuenta con un almacén de 10.500 m² y un equipo dedicado de 18 personas.

Primeras entregas

Poco antes, en noviembre, se entregó en el concesionario Himayma de La Coruña al transportista Fernando Ramón el primer camión del fabricante que circularía por las carreteras españolas: un F-MAX de color blanco, con decoración personalizada.

No obstante, no ha sido hasta finales de agosto de 2020, cuando se ha entregado la primera flota de camiones de la marca. El operador sevillano Trans-Sev adquirió 35 unidades del F-MAX en color azul personalizado y con un diseño customizado.

Las previsiones de ventas para 2020 están marcadas por la evolución de la economía, por lo que desde Ford Trucks muestran cierta cautela, sin perder el optimismo y las ganas de afianzar su posición en el mercado de vehículos pesados.