El Grupo Gefco ha fletado ocho vuelos a Francia con 750 toneladas de piezas de repuestos para automóviles con el objetivo de evitar paradas de producción en los próximos dos meses a consecuencia de la crisis del Covid-19. Para ello, se han recogido turbocompresores, pistones, paneles de control, puertas y molduras en diversas ubicaciones remotas de China.

Después, se han agrupado y cargado en aviones fletados en Shanghái, desde donde han partido hacia los aeropuertos de Vatry y Charles de Gaulle, en Francia. Con el descenso de la actividad de las fábricas de automóviles en toda Europa, se han buscado soluciones para almacenar las piezas en almacenes de diferentes aeropuertos locales para garantizar el rápido acceso de los clientes tan pronto como se reanude la producción.

Para ayudar aún más a los fabricantes a reiniciar su producción en cuanto sea posible, se han enviado más de dos millones de mascarillas para garantizar la salud y la seguridad de los empleados cuando puedan reabrirse las fábricas. Por otro lado, el grupo se ha encargado de gestionar toda la documentación y los despachos de aduanas, así como de proporcionar una solución de paletización para lograr una mayor rapidez y eficacia.

Para conseguir culminar con éxito esta operación, ha sido fundamental la capacidad de sus equipos en China y Francia, trabajando juntos con soluciones combinadas de transporte aéreo, por carretera y almacenamiento para apoyar a sus clientes con envíos en tiempo crítico.