Primafrio estrena el e-CMR de Astic

El ‘Brexit’ puede suponer una piedra de toque importante para la implantación del e-CMR.

En el último mes, el Reino Unido se ha convertido en el vigésimo cuarto país de todo el planeta en incorporar el protocolo e-CMR en sus operaciones de transporte de mercancías por carretera.

Este intrumento de gestión digital de la documentación asociada a los servicios de transporte puede convertirse de este modo en una opción de gran interés para facilitar el tráfico bilateral desde la Unión Europea una vez que se produzca finalmente el ‘Brexit’ a finales de enero, tal y como está previsto.

Este incorporación de Gran Bretaña al sistema de digitalización de la documentación en el transporte por carretera que impulsa la IRU supone un importante paso adelante para este protocolo que, además, llega en un momento crucial, a escasas semanas de que el país abandone definitivamente el seno de la Unión Europea, lo que supondrá una prueba de fuego para el sistema.

El e-CMR puede contribuir a aliviar los trámites aduaneros que se establezcan en el acceso de los camiones desde el territorio comunitario al archipiélago británico una vez finalice el período transitorio fijado inicialmente hasta final de año y a la espera de que el Reino Unido y la Unión Europea negocien el acuerdo de libre comercio que habrá de regir las relaciones comerciales definitivas en el largo plazo.