En momentos como los actuales en que las cadenas de suministro y los servicios de transporte están amenazados, cualquier plus de seguridad implica garantías que agradecen clientes y proveedores.

Precisamente en este mismo sentido,Grupo Caliche ha obtenido la certificación internacional de seguridad TAPA para sus centros logísticos, tras superar con éxito una auditoría independiente.

Con esta certificación, la empresa murciana obtiene una garantía de que es capaz de gestionar una cadena de suministro completamente segura, tras haber cumplimentado medidas de mejora de calidad y de servicio en todas sus instalaciones, y, además, también aporta un elemento más para los servicios que presta con el Reino Unido de cara al ‘Brexit’.

La certificación TAPA evalúa requisitos como los procesos de entrada y salida, manipulación y gestión interna, el control de accesos, identificación de empleados, seguridad del perímetro, dispositivo contra intrusos, sistemas de videovigilancia, aplicación de nuevas tecnologías, ciberseguridad o la creación de zonas de almacenamiento especial.

Grupo Caliche cuenta con más de 50.000 m² de instalaciones destinadas al desarrollo de proyectos logísticos y almacenaje divididos en cinco centros logísticos en Murcia, Almería, Valencia y Barcelona adaptados para acoger todo tipo de productos.

Además de TAPA, la compañía dispone de las principales certificaciones internacionales relacionadas con su actividad como IFS Logistics, BRC Storage & Distribution, OEA, Sedex o IQNet.