aviones iberia

Iberia y los sindicatos  UGT, CCOO, USO, SITCPLA, CTA y ASETMA, que representan mayoritariamente a los trabajadores de tierra y TCP,  han alcanzado este lunes un acuerdo Servicio Interconfederal de Mediación y Arbitraje para la negociación del Plan de Transformación y futuro de la compañía.

Según un comunicado de la aerolínea, Iberia ha ratificado su voluntad de utilizar con carácter prioritario el mecanismo de las prejubilaciones para la reducción de plantilla prevista, vía por la que pueden acogerse un mínimo de dos tercios del total de excedentes. La compañía también contempla en su negociación otras fórmulas como bajas incentivadas, recolocaciones o movilidad geográfica.

Ambas partes han acordado negociar un acuerdo a cinco años, hasta 2017. La compañía recuerda que dicho plan es una clara apuesta de futuro para Iberia, que contempla inversiones multimillonarias en nueva flota, nuevas Clases Business Plus y turista de largo radio, inversiones en el hub de Madrid, en mantenimiento, handling o carga, entre otros.

Iberia también se ha comprometido a mantener integrados los negocios de Mantenimiento y Handling dentro del grupo, aunque matiza que  “tendrán que asegurar los niveles de rentabilidad necesarios para poder crecer o acudir a las nuevas licencias de handling”.

Es intención de Iberia citar de forma inmediata al sindicato de pilotos para que se sume al acuerdo y a la voluntad de negociación que han mostrado los demás sindicatos, “única vía para sacar la empresa de la situación en la que se encuentra, y asegurar con ello su rentabilidad y sostenibilidad futura”, indica.

Además, reconoce que la compañía está interesada en conocer la propuesta del Sepla según la cual los pilotos están dispuestos a rebajarse el sueldo en un 51%,” tal y como ha anunciado hoy su representante legal en declaraciones radiofónicas”.

Plan de viabilidad y no de desmantelamiento

Por su parte, los sindicatos en un comunicado conjunto apuntan a que el acuerdo de este lunes sienta las bases de la negociación de un plan de viabilidad a cinco años en lugar del “plan de desmantelamiento que Iberia había presentado como algo cerrado e innegociable”, aseguran.

Según los sindicatos,  Iberia se compromete a negociar el nivel de actividad de la Compañía año a año; un compromiso de inversión que incluya la Renovación de Flotas que permita alcanzar los objetivos del Plan y la recuperación de la producción que realizan otros operadores con código de Iberia.

Además, lo sindicatos también destacan que el acuerdo incluye un nuevo programa de vuelos que asegure a Iberia Operadora una utilización adecuada de sus recursos materiales y humanos; asegurar los negocios de Mantenimiento y Handling “con voluntad de ganarlos”, destacan los representantes laborales.

Por último, las partes han acordado aplicar el ERE 72/01 como instrumento prioritario para solventar el posible excedente laboral de Iberia Operadora y se comprometen a hacer sus mayores esfuerzos por concluir la negociación en torno al 31 de enero de 2013.