Con el nuevo D-Max N60, Isuzu establece un nuevo referente en el mercado del pick-up con una carga útil de 1 tonelada.

Con este nuevo modelo, Isuzu es el primer fabricante que lanza en Europa un pick up que cumple con las nuevas y exigentes normativas anticontaminación europea Euro 6d, en vigor desde este mismo mes de Septiembre de 2020.

Diseño externo e interno completamente revisado, novedades sustanciales del motor, caja de cambios, chasis, carrocería, sistema de Infoentretenimiento y sistemas de seguridad y ayuda a la conducción avanzadas, sin descuidar un ápice las capacidades Off-Road que han sido adicionalmente mejoradas.

Motor potente y verde

El motor del nuevo D-Max N60 mantiene la arquitectura del modelo precedente. Los valores de potencia y par permanecen inalterados pero con una serie de novedades técnicas de última generación (Start&Stop, sistema EGR a baja presión, sistema SCR) que, junto con el aumento de la presión máxima de inyección del carburante de un 25%, mejoran la eficiencia reduciendo al mínimo los valores de consumo de carburante y emisiones de NOx y CO2.

Los consumos y emisiones mejoran respecto al modelo anterior. El depósito de AdBlue es ahora de 14.5 litros y los bajos consumos garantizan una óptima autonomía conjunta.

El D-Max mantendrá los tres tipos de cabina habituales de Isuzu, es decir, Single (Sencilla, dos pasajeros), Space (Extendida, para cuatro pasajeros) y Crew (Doble, cinco pasajeros), y cuatro tipos de Acabado: B, BB, F y FF.

Transmisión manual y automática

El nuevo D-Max N60 estará disponible con las dos versiones de transmisión ya conocidas, manual y cambio automático. Entre las principales novedades, el cambio manual se ha modificado con un desarrollo de la segunda marcha ligeramente más corto, para favorecer un cambio de marcha más gradual de la primera a la segunda.

Por su parte, el cambio automático ofrece una rendimiento netamente superior respecto al modelo anterior, gracias a intervenciones específicas en la gestión de la centralita motor y del cambio, de modo que se mejora el arranque a vehículo parado y se reduce el intervalo de cambio de marcha cuando es necesaria una aceleración inmediata, como en los adelantamientos.

Diseño renovado

El nuevo D-Max N60 ha sido completamente renovado tanto en forma como en contenido, el diseño externo es ahora más agresivo y atractivo. Aumenta la altura de la caja de carga y del capó, pero siempre con un ojo puesto en la eficiencia aerodinámica para no influir en los consumos y reducir la rumorosidad aerodinámica a altas velocidades.

El puesto de conducción del nuevo D-Max N60 es funcional, asegurando que todos los comandos sean accesibles con facilidad y que toda la información esté disponible y sea de fácil lectura.

El cuadro es completamente nuevo e integra en todos los modelos un display multi-información a color de 4.2″ que ofrece al conductor toda la información referente a los datos de funcionamiento del vehículo. Además, la habitabilidad interna ha sido adicionalmente mejorada con un mayor espacio al techo, de forma que nada más subir a bordo se nota una importante progresión en este sentido.

Confort de conducción

En cuanto al confort de conducción, la cabina construida en acero de alta resistencia en los elementos sustanciales, se ha revisado en su estructura, así como el chasis y suspensión.
El chasis incorpora travesaño adicional para aumentar la seguridad en caso de colisión lateral. Además la rigidez de torsión del chasis mejora con un incremento del 20%.

La suspensión delantera (independiente) y trasera (de ballestas) experimentan mejoras. Así el triángulo superior de la suspensión delantera ha sido reposicionado más alto para reducir el balanceo en curva, y la suspensión trasera es más confortable con 3 hojas y una calibración distinta de los amortiguadores.

Las características globales de insonorización del habitáculo, tanto en rumorosidad exterior como aerodinámica, han mejorado notablemente gracias a los nuevos guarnecidos internos de puertas y montante central y a los nuevos materiales de aislamiento.

En cuanto a la capacidad de remolque, se mantiene en 3.500 kg (remolque con freno), y la Masa máxima admisible sobre ambos ejes es ahora superior respecto al modelo anterior (+100 kgs sobre el delantero,+40 kgs sobre el trasero), llegando ahora a los 3.100 kgs para los modelos con tracción integral (+100 kgs).

Asimismo, el sistema de aspiración y de respiración del diferencial trasero han sido rediseñados asegurando una capacidad de vadeo de 800 mm.