El presidente de Puertos del Estado, José Llorca, se reúne este martes por la tarde con los sindicatos más representativos de la estiba, Coordinadora, UGT y CCOO, y la patronal Anesco, para alcanzar un acuerdo sobre el modelo español de estiba que ha sido cuestionado por la Comisión Europea en el informe motivado que dio a conocer hace unas semanas.

En una entrevista en exclusiva a cadenadesuministro.es, celebrada tan solo un día antes de esta reunión, Llorca asegura que confía en que alcanzar un consenso entre estos actores implicados que facilite el cambio normativo de la Ley 33/2010 en este aspecto y evite acudir al Tribunal de Justicia Europeo de Luxemburgo porque en su opinión «tiene más riesgos porque nos podemos encontrar con que el Tribunal anule algunos artículos de la Ley de Puertos y, por tanto, que el sector de la estiba pueda no estar regulado en un momento dado”, lo que en su opinión sería» muy grave».

[youtube video=»gFXpNGZVLo0″ ancho=»480″ alto=»300″]

Cuestionado sobre qué hará si finalmente no se consigue un entendimiento entre sindicatos y patronal, Llorca insiste en que “no contemplo la posibilidad de instar al Gobierno a una reforma de la Ley”. Y lo afirma en el convencimiento de que los representantes sociales y empresariales sí pactarán para no tener que ir al Tribunal de Luxemburgo. “Es, por parte de todos, un acto de sensatez, aproximarse a Bruselas en una primera fase, que no compromete a nada, para ver qué deberíamos hacer para adaptarnos a la legislación comunitaria”, afirma.

Respecto a sus declaraciones en la Comisión de Fomento, José Llorca aclara que él nunca dijo que intuía lo que iba pasar con el modelo de estiba cuando se estaba tramitando la Ley de Puertos. “Yo lo que dije es que si se hubiera adoptado la propuesta del PP en la negociación seguramente no estaríamos en la posición actual”, matiza.

En este sentido, reconoce que el sistema de la Ley 33/2010 no es tan diferente como cuando existían las sociedades de estiba en los puertos. “Sencillamente se ha pasado de un modelo de empresa semipública a otro de empresa privada, las Sageps”.  Lo que pasa es que hasta ahora nadie había inestabilizado este modelo, porque la Comisión Europea se mueve por denuncia y no de oficio. Por lo tanto, “nadie denunció el sistema de estiba español y no estaba sometido a ningún proceso que lo cuestionara”.

La mano negra, una incógnita

Pero ahora, reconoce el presidente, la situación es diferente porque alguien sí ha denunciado. “Lo que es cierto, es que con las propuestas que el PP presentó, y que el PSOE aceptó en el proceso de negociación, que permitían que una empresa se saliera de la Sagep llevándose sus pasivos laborales, seguramente no nos hubiera llevado a la situación actual”. Es evidente que “nunca pensamos que estábamos incumpliendo los tratados europeos porque la situación anterior, repito, no había sido denunciada y por tanto la UE no había entrado a valorarlo”, aclara.

José Llorca, presidente de Puertos del Estado

Yo lo que dije es que si se hubiera adoptado la propuesta del PP en la negociación seguramente no estaríamos en la posición actual

Mucho se ha rumoreado en los últimos días sobre quién o quiénes han denunciado  el modelo español para que la Comisión actúe. Una vez más, Llorca es rotundo al decir que “no sé quien ha denunciado ante la Comisión Europeo. Puedo tener mis sospechas pero como son puramente sospechas no debo señalar a nadie públicamente. Lo que dejo claro es que no he sido yo”, indica para acallar cualquier posible insinuación al respecto.

Se enteró del dictamen al mismo tiempo

El presidente del organismo público también rechaza categóricamente que conociera con antelación el dictamen de la Comisión Europea y que lo ocultara. “Ni yo ni mi antecesor, González Laxe, conocíamos el proceso iniciado por la CE contra el modelo español de Estiba”. En este sentido, aclara a cadenadesumistro.es que cuando tomó posesión del cargo ya había una carta de emplazamiento respondida por su antecesor y “me pareció que la respuesta era adecuada por lo que la ratifiqué”, asegura.

Asimismo, matiza que la primera carta de emplazamiento de la Comisión “no entraba en la libertad de empresa sino que se fundamentaba en que la legislación española impedía la entrada de empresas europeas en el mercado nacional en igualdad de condiciones y esto se ha visto que no es así, como es el caso de  Hutchison Port, Dubai Ports, Maersck, etc. Es decir ha habido inversiones en el ámbito de la estiba en España sin ningún impedimento”.

Diferencias entre el modelo español y el europeo

Desde el mismo momento de la negociación de la Ley de Puertos y, especialmente, en las últimas semanas, los sindicatos han asegurado públicamente que no hay tantas diferencias ente el modelo español de estiba y los de otros puertos europeos. En este punto, Llorca se remite al documento entregado a los agentes sociales donde se puede comprobar que en Europa hay puertos con un pool, otros con más de uno, hay puertos que no tienen o que está desregulado en este ámbito, etc.

Pero creo, subraya Llorca “que la diferencia fundamental es que el porcentaje de trabajadores respecto al total que está en los pooles en los puertos europeos es tremendamente reducido respecto a la situación española, donde el porcentaje llega a un 80 o 90% de trabajadores en pool”.

Por este motivo, el presidente de Puertos del Estado entiende que el sistema no es homogéneo en Europalo cual no significa que pueda haber potencialmente modelos parecidos al español y, por tanto, susceptibles también de ser denunciados, si alguien considera que es discriminatorio respecto a España”.

No generar pasivos laborales, fundamental

Con este panorama, lo fundamental para el máximo responsable del gestor portuario es que debe buscarse una solución que no genere pasivos laborales. “La propuesta del PP en su momento era que una empresa pudiese irse de la sociedad de estiba cogiendo la parte de trabajadores que le correspondiera”. En cualquier caso, reitera, “no se debe alcanzar un acuerdo que generen pasivos laborales bajo ningún concepto”.

El dictamen de la Comisión Europea se ha presentado justo en el momento en el que los tráficos portuarios están experimentando una alza significativa. Por ello, Llorca cree fundamental no crear inestabilidadesque lo único que provocan son pérdidas de tráficos. Estamos en una buena situación competitiva y cualquier inestabilidad representaría un retroceso en ese progreso hacia adelante de los puertos españoles. Nuestro pronóstico es que el año que viene se superen  los tráficos históricos de 2007 y cualquier elemento de inestabilidad generará pérdida de tráficos y de empleos”, concluye.

La segunda parte de esta entrevista con el presidente de Puertos del Estado, se centrará en otros asuntos portuarios de interés y se publicará en los próximos días.