A principios de este año, los tres principales operadores de tráfico de contenedores del mundo, Maersk Line Mediterranean Shipping Company MSC y la francesa CMA CGM, anunciaron que iban a poner a un lado su rivalidad en las rutas este-oeste y combinarían sus servicios en una mega alianza de transporte de contenedores, denominada P3.

Se trataba de un movimiento estratégico de respuesta a la constitución de la otra gran alianza G6 entre navieras. De esta forma, con el uso de la P3 las líneas esperan poder mejorar su eficacia mediante una óptima utilización de la capacidad de los buques.

En virtud del acuerdo alcanzado, las navieras sumarán 255 barcos con capacidad para 2,6 millones de contenedores en 27 servicios entre Asia y Europa, el Pacífico y el Atlántico con el objetivo es mejorar la oferta de servicios y optimizar las operaciones.

Por otro lado, la puesta en marcha de la alianza va a suponer una disminución en el número de buques en servicio, pero por contra estos van a ser de mayor capacidad, lo que permitirá reducir los costes anuales un 8% y aumentar la capacidad en un 6%. Está previsto que Maersk suministre el 42% de la capacidad, MSC el 34% y el restante 24% venga por la parte de CMA CGM.

Entre las tres líneas, van a controlar casi el 50% del mercado de transporte de contenedores entre Asia y Europa. Esto unido a los recelos expresados por los exportadores por las posibles consecuencias de una menor competencia y el posible incremento de tarifas, es algo sobre lo que el ente regulador europeo puede tener una opinión restrictiva.

Los integrantes de esta mega alianza, planean iniciar los servicios conjuntos la próxima primavera, aunque aún está pendiente la aprobación de la operación, por parte de las autoridades de Europa, China y EEUU.

Algeciras dentro y Valencia fuera

Según información suministrada por MSC, el puerto de Algeciras formará parte de al menos cuatro servicios de la alianza P3.

En primer lugar el Asia Europe (AE)-1 de Maersk, denominado Albatros por MSC, que une los cinco mayores puertos asiáticos con los tres más grandes de Europa y que hará escala en Algeciras y en Tánger con los nuevos megaportacontenedores Triple-E con capacidad para 19.000 TEUs.

Otra de las rutas entre Asia y Europa que incluye el hub del Mediterráneo Occidental es el AE-6 -denominado por MSC como Condor, en la vía de retorno desde el norte de Europa a Oriente. Algeciras está además incluído en el servicio Transatlantic 6 que une Italia y España con dos puertos mexicanos y cuatro estadounidenses y en cuarto lugar, con el servicio Transpacific 13, desde Taiwán a los puertos de Newark, Savannah y Charleston, en EE.UU.

En opinión del presidente de la Autoridad Portuaria de Algeciras, Manuel Morón, “la batalla del contenedor no ha hecho mas que comenzar. El escenario final todavía no está fijado. Incluso una vez que esté fijado, todos sabemos lo fácil que es para una naviera de contenedores cambiar de puerto«.

La cruz por el momento se la lleva el puerto de Valencia, en donde la alianza P3, según ha confirmado el presidente Rafael Aznar, “no va a escalar más en el tráfico Asia – Norte de Europa”.

Aznar considera que «el efecto P3 exige una reacción, porque la competencia llama a la puerta y hay que saber cómo reaccionar«. El esfuerzo debe ser de «todo el conjunto, porque es un aviso a navegantes«.