Cuatro cruceros en el puerto de Palma de Mallorca.

la Universidad dará apoyo técnico para la instalación de una red de aparatos de medida de contaminación y ruido.

La Autoridad Portuaria de Baleares y la Universidad de las Islas Baleares han firmado un acuerdo por el que estudiarán el impacto del turismo de cruceros en Palma a través de la instalación de una red de sensores de contaminación y ruido.

Esta colaboración se enmarca en el convenio vigente entre ambas instituciones desde hace años y se llevará a cabo a través de la Fundación Universidad-Empresa de las Islas Baleares.

Según lo formado, la Universidad dará apoyo técnico para la instalación de una red de aparatos de medida de contaminación y ruido, y analizará los datos generados por la red sobre las actividades realizadas en los puertos de interés general de las Islas Baleares a través de un equipo investigador.

Dicho equipo, junto con la Autoridad Portuaria de Baleares, elaborará el informe técnico previo que diseñará la instalación de una red de sensores adecuados a los puertos de Palma, Alcudia, Ibiza, la Savina y Mahón.

Igualmente asistirá al proceso de estudio de las ofertas que presenten las empresas instaladoras de esta red de sensores en el puerto de Palma y, una vez instalada la infraestructura, analizará los datos obtenidos de este puerto.

El objetivo es correlacionar los niveles de contaminantes y el nivel de contaminación acústica con la actividad generada en el puerto y en el umbral de transición con la ciudad. Se ha fijado una evaluación de los resultados durante un periodo de 12 meses desde la validación de la instalación de la red de sensores.