25 millones para Punta Langosteira en 2012

La solicitud de la multinacional mexicana fue publicada en el Boletín Oficial del Estado el pasado 30 de agosto, día en el que se abrió, durante el plazo de un mes, el denominado trámite de competencia de proyectos, que es preceptivo con la finalidad de que otras empresas puedan presentar una solicitud con un objetivo similar.

Transcurrido ese periodo, y dado que ninguna otra compañía formuló petición alguna, el Consejo de Administración ha aprobado la adjudicación a Pemex para implantar una terminal de graneles líquidos en el Puerto Exterior de Punta Langosteira.

Tras el Consejo de Administración, Enrique Losada, presidente de la Autoridad Portuaria de La Coruña, se ha mostrado satisfecho por la concesión de la autorización a la petrolera mexicana de implantar una terminal con una superficie de 30.000 m² donde se realizaran las operaciones de mezcla de gasolinas para exportarlas a México.

El máximo responsable del puerto coruñés subrayó que se trata de la primera concesión que se tramita para el Puerto Exterior, que incorpora un cliente de primera línea a nivel mundial como es Pemex.

Inversión de 70 millones

Pemex, la cuarta petrolera del mundo y la primera empresa de América Latina, ha anunciado una inversión de 70 millones de dólares en la construcción de la terminal, que será ejecutada en dos fases y tendrá un movimiento anual de 2 a 2,5 millones de tn de mercancía, lo que propiciará un crecimiento del 20% en los tráficos totales del puerto coruñés y un aumento del 15% en los ingresos anuales.

En una primera fase, la inversión asciende a 26,5 millones de euros, si bien desde Pemex han señalado que la empresa prevé acometer una segunda fase y construir su propio pantalán de uso privativo en Punta Langosteira, lo que totalizará una inversión de 57 millones de euros.

Enrique Losada ha señalado también que el «siguiente paso«, tras autorizar la concesión, será que la petrolera mexicana presente documentación adicional «de índole ambiental». Con posterioridad, deberá aportar un informe del Ayuntamiento de Arteixo y tramitar, ante el Gobierno central y la Junta de Galicia, las correspondientes declaraciones de impacto ambiental.

El presidente del organismo portuario coruñés ha estimado «en cinco meses» el plazo para la realización de estos trámites y «en dos años o dos años y medio» el necesario para que Pemex disponga ya de una terminal en Punta Langosteira.