La implementación de la e-DGD requiere cooperación entre cargadores, transitarios, navieras, equipos de 'handling' y proveedores externos.

En Europa la carga aérea ha crecido un 2,6% anual en julio.

Los volúmenes mundiales de carga aérea han aumentado un 2,1% en julio de 2018, según los datos que maneja la Asociación Internacional del Transporte Aéreo, IATA, lo que supone la menor tasa de crecimiento del segmento desde mayo de 2016.

Al mismo tiempo, la capacidad de carga ha repuntado un 3,8% durante el séptimo mes del presente ejercicio, lo que indica que la exportaciones por vía aérea tanto en Europa como en los principales mercados asiáticos se está ralentizando.

De igual modo, según IATA, también se ha detectado a lo largo del mes un incremento en los tiempos de entrega de los suministros, lo que implica que las empresas demandan menos servicios de carga aérea para reponer existencias con rapidez.

Principales mercados de carga aérea

El mercado de Asia-Pacífico ha experimentado un alza del 0,9% en la demanda y del 3,9% en la capacidad de carga durante el séptimo mes del ejercicio, mientras que el mercado norteamericano, en el mismo período ha tenido un comportamiento más equilibrado con un incremento del 2,6% en la demanda y del 4% en la capacidad.

En Europa, la carga aérea ha anotado un crecimiento del 2,6% y la capacidad ha repuntado un 4,4%. En cambio, en Iberoamérica, la demanda de carga aérea en junio ha aumentado un 3%, mientras que, al mismo tiempo, la capacidad ha caído un 7,8%.

En Oriente Medio los volúmenes de carga se han incrementado un 5,4% y la capacidad, un 6,3%. Finalmente, en África la demanda ha retrocedido un 8,3%y la capacidad un 0,7%.