La CE propone reciclar buques en países en vías de desarrollo pero con normas de la UE

La Comisión Europea, CE, ha propuesto permitir el reciclado de grandes buques europeos en países en vías de desarrollo, a cambio de obligarlos a que utilicen solo desguaces que cumplan unas normas europeas de respeto al medio ambiente y la salud humana.

Los buques europeos se podrán desmontar en instalaciones adecuadas para el medio ambiente y seguras, «que pueden estar en cualquier lugar del mundo, pero que deben tener una autorización«, ha señalado el comisario europeo de Medio Ambiente, Janez Potocnik.

Pese a que la legislación actual prohibe que los buques con bandera comunitaria sean enviados a países que no pertenecen a la OCDE para su reciclado, éste fue el destino del 90% de los grandes barcos europeos en 2009. «Ocurre, pese a que es ilegal«, ha reconocido Potocnik, por lo que «hay algo que está fallando«.

El problema, según fuentes comunitarias, es que apenas existen instalaciones de reciclado para los buques de gran tamaño dentro de la UE y la OCDE. Los mayores puntos de reciclaje de buques en el mundo se encuentran en India, donde acaban buena parte de los barcos europeos, China y Bangladesh.

Frente a las críticas que apuntan a que eliminar la prohibición de exportar los barcos para su reciclado es un retroceso, Potocnik  ha afirmado que «es un paso atrás, para dar tres hacia delante«.

Según el comisario europeo, el resultado de la prohibición geográfica es que el 90% de los buques europeos se comercia y recicla de manera inhumana. 

Lista europea de desguaces

Las mismas fuentes anteriormente citadas señalaron que el objetivo de la CE es proporcionar una forma de reciclar los barcos de manera legal, ya que existen instalaciones sostenibles pero fuera de la OCDE.

Las dos instalaciones más grandes de la UE se encuentran en Reino Unido, Able, y en Italia, Simont, con una capacidad mucho más reducida que la de sus competidoras asiáticas, mientras que en España no existe ninguna.

Para ello, el Ejecutivo europeo propone crear una «lista europea» de desguaces que cumplan con unos requisitos que garanticen el reciclado sostenible de los barcos y la protección de la salud de los trabajadores de la planta. Los barcos europeos solo podrán ser tratados en las instalaciones que formen parte de la lista y aquellos que lo hagan de manera ilegal podrán afrontar sanciones económicas.

Normas de reciclado 

Las normas de reciclado se basan en el Convenio Internacional de Hong Kong para el reciclado seguro y ambientalmente racional de buques, que se adoptó en 2009, pero que aún no ha entrado en vigor por no haber sido ratificado por los países, aunque son «más estrictas«, según Potocnik.

Entre ellas, se prohibirá el uso de ciertos materiales peligrosos tanto durante la construcción como el desmontaje del barco, estos deberán tener un inventario de estos tipos de materiales que tienen a bordo. Solo el reciclado de barcos europeos produce 80.600 Tn de desechos peligrosos al año, según datos comunitarios.

También, se obligará a que cada barco tenga un plan de reciclado propio y se tratará de evitar el cambio de bandera del barco para eludir la ley europea de reciclado, extendiendo la responsabilidad del anterior propietario durante un periodo.

Además, la CE ha presentado una decisión en la que insta a los Estados miembros a acelerar la ratificación del Convenio de Hong Kong.

Las nuevas normas, que se promulgarán en forma de Reglamento, serán ahora debatidas en el Consejo y el Parlamento Europeo.