La Confederación Española de Transporte de Mercancías se ha reunido con la Secretaria de Estado de Seguridad y con mandos de la Guardia Civil y del Cuerpo Nacional de Policía, para analizar el incremento de ataques y robos que están sufriendo los conductores de camiones, tanto de sus pertenencias personales, como de las mercancías transportadas, del gasoil e incluso de los vehículos que conducen, con el fin de instaurar un sistema de actuación inmediato de las fuerzas del orden público, tendente a prevenir y evitar estas actuaciones y a detener a sus autores.

Ante el carácter internacional de las bandas especializadas en este tipo de delitos, la CETM ha solicitado la intervención del ministerio en el ámbito de la Unión Europea, de forma que se establezcan, por parte de los Estados miembro, políticas operativas conjuntas y coordinadas, al objeto de armonizar la actuación policial.

Así mismo, han trasladado a los representantes de interior información, facilitada por las organizaciones y empresas asociadas a la CETM, sobre las zonas (carreteras y áreas de servicio) más conflictivas. Por su parte, tanto la Secretaria de Estado como los cuerpos de seguridad, han garantizado que disponen de un operativo específico para estos casos, que contará con el apoyo y la colaboración de la CETM.

Para ello, es de gran importancia que conductores y empresas realicen una comunicación inmediata de las incidencias ocurridas en el teléfono 062, que es el número del centro operativo de servicios, a través del cual se pueden redirigir las distintas actuaciones de forma inmediata.

Además, la CETM ha incidido en los perjuicios que supone para la mejora de la seguridad de conductores y vehículos la rigidez de la actual normativa de transportes en materia de tiempos de conducción y descanso, que en numerosas ocasiones obliga a los conductores a parar en zonas desprotegidas.