distribucion-puerta-del-sol-madrid-marzo-2017

La asociación madrileña pide una solución a largo plazo y no solamente postergar el plan unos días.

La delegación madrileña de CETM acaba de incorporarse a la Plataforma de Afectados por Madrid Central, que pretende poner en evidencia las «limitaciones del nuevo plan» municipal para luchar contra la contaminación atmosférica.

Desde la Asociación, han exigido la flexibilización del calendario de acceso de los vehículos de distribución a este área, alegando que no se ha realizado un estudio sobre el impacto de este proyecto en la actividad económica y que no se está garantizando la accesibilidad a ciertas zonas de la capital, lo que puede llevar a problemas de abastecimiento.

CETM-Madrid suscribe así el ‘Manifiesto por la sostenibilidad integral de la ciudad y por la mejora del proyecto Madrid Central’, que se presentará el 10 de octubre como punto de partida para una fuerte campaña de movilización social que permita forzar el diálogo con el Ayuntamiento para que se replantee la fecha de inicio.

Frente a la opinión de algunos sectores empresariales, que reclaman postergar el plan solamente unos días, la asociación madrileña apela a una solución a largo plazo, dado que esta iniciativa «pone en peligro la estabilidad y el futuro de las empresas del transporte«.

Su entrada en vigor obligará a los transportistas a renovar el 90% de su flota en un plazo de seis años, con el consiguiente perjuicio económico de más de 1.300 millones de euros. Por ello, piden «evitar propuestas cortoplacistas y unilaterales» y apostar por una lucha conjunta de los diferentes sectores afectados.