La DG Move ha confirmado que la próxima semana la Comisión Europea adoptará una nueva propuesta de regulación de puertos y de comunicación política.  Estas declaraciones tuvieron lugar durante la conferencia sobre el trabajo portuario en la Unión Europea, celebrada en Gante, a iniciativa de Porcio, un centro internacional de la ley portuaria fundada por el profesor Eric Van Hooydonk.

En concreto, el jefe de la Unidad de Política de Puertos de la DG Move, Dimitrios Theologitis, informó que la propuesta de regulación tratar de establecer normas comunes de acceso al mercado de los servicios portuarios y a la transparencia financiera. 

Sin embargo, señaló que el capítulo de acceso a los mercados no se aplicaría a la manipulación de carga y al tráfico de pasajeros, ya que estos servicios podrían estar cubiertos por la futura legislación sobre las concesiones y la jurisprudencia.

Asimismo, destacó que la propuesta de reglamento no se ocuparía de trabajadores portuarios, esto quedaría en manos de los interlocutores sociales en el marco del Comité de diálogo social de la UE en los puertos, que está previsto que inicie su labor el 19 de junio.

«La nueva legislación afectaría fundamentalmente a las autoridades portuarias y servicios portuarios distintos de manejo de carga y de servicios de pasajeros«, dijo el secretario General de la ESPO Patrick Verhoeven en la conferencia. Asimismo, lamentó que la Comisión no esté optando por un enfoque global que cubra todos los servicios, “como hemos defendido siempre”. 

De modo que Verhoeven no especificó cómo van a reaccionar en relación con la nueva propuesta pero sí indicó que en la próxima Asamblea General de la ESPO, que tendrá lugar el 29 de mayo, se debatirá sobre la iniciativa, contando con la presencia del vicepresidente de la Comisión Siim Kallas.

En la conferencia sobre el trabajo portuario se presentaron los resultados del primer gran estudio de investigación sobre la organización del trabajo portuario en la UE Portius llevó a cabo este trabajo en nombre de la Comisión Europea, como parte del proceso de revisión que precedió a las nuevas propuestas de políticas de puertos.

El informe da a cada uno de los 22 Estados miembros marítimos de la UE un análisis detallado de cómo el mercado de mano de obra portuaria está organizado. También plantea cuestiones sobre la salud y la seguridad, así como la formación y la cualificación. Una de las principales conclusiones del estudio es que los trabajadores portuarios siguen siendo una de las profesiones más peligrosas en Europa, pero también donde se producen la mayoría de las restricciones del mercado.