La contrapesada eléctrica EFG S40s de Jungheinrich ha resultado ganadora en los premios International Forklift Truck of the Year (IFOY) 2014 en la categoría de carretillas contrapesadas de 3,5 tn 

Esta carretilla eléctrica, controlada electrónicamente, fue lanzada al mercado en la Bauma 2013 de Múnich y se fabrica en la planta de Moosburg, en Alemania.

La característica más importante de esta generación de carretillas, a nivel de diseño, es el concepto Pure Energy, que emplea la última generación de tecnología trifásica desarrollada por el fabricante.

Por otro lado, la interacción entre los motores y los controladores electrónicos se ha perfeccionado. Además, los motores de corriente trifásica de alta frecuencia garantizan mayor eficiencia en los costes.

La disposición espacial del sistema de control de la carretilla reduce la longitud y el número de líneas necesarias para conectar los diferentes componentes, mientras que la longitud de los tubos hidráulicos se ha reducido también de forma significativa, conectando los componentes directamente con el bloque hidráulico. 

A mayor rendimiento menor energía

Las mediciones del ciclo VDI demuestran que cuanto más elevado es el rendimiento, la carretilla utiliza hasta un 20% menos de energía que un modelo similar de la competencia. Esto lleva a que sea capaz de completar dos turnos con un único cambio de batería.

El jurado de los IFOY también ha hecho hincapié en las ventajas ergonómicas de la EFG S40s, como son los mandos ajustables de forma intuitiva y su gama de opciones de almacenaje. Además, el sistema de extracción lateral de la batería garantiza un cambio de la misma mas fácil y rápido.