El premio IFOY 2015 en la categoría de ‘Carretilla contrapesada de hasta 3,5 toneladas’ ha sido para la EFG S30s de Jungheinrich. Este premio se ha entregado durante la CeMAT@tl en Munich.

En la decisión han influido el reacondicionamiento de la cabina y su mejor comportamiento en lo relacionado con el medioambiente. Además, tiene una función que permite realizar el cambio de batería de forma rápida y automática, mientras que el concepto ‘Pure Energy’ permite realizar dos turnos sin necesidad de cambiarla, según ha resaltado el jurado del premio.

Jungheinrich presentó esta nueva readaptación de su serie EFG S en 2014. Estas carretillas elevadoras eléctricas están equipadas con una mayor distancia del centro de carga, 600 mm en vez de 500 mm, y cuentan con un chasis y ejes reforzados que permiten alcanzar mayores alturas. La EFG S30s están diseñadas también para transportar carga pesada por espacios estrechos.

La espaciosa cabina es de fácil acceso, también gracias a la estrecha columna de dirección, que es ajustable en altura y ángulo. Además, los controles están integrados en el nuevo reposabrazos y están diseñados ergonómicamente. La información importante, como el modo de conducción, el estado de la batería o la posición de la rueda, se muestran en una nueva pantalla y bien iluminada. El nuevo mástil compacto mejora la visibilidad en un 85% en comparación con la generación de carretillas anterior.

Los ganadores del Premio IFOY son seleccionados anualmente por un jurado independiente compuesto por los principales periodistas del sector económico internacional. Una prueba neutral y el análisis científico de las innovaciones son la base para evaluar a los candidatos.