Llegada compuertas Canal de Panamá

Llegada de compuertas al Canal de Panamá.

Según el último informe trimestral de la Autoridad del Canal de Panamá, la construcción de la nueva esclusa del Pacífico en el marco de la ampliación del Canal de Panamá lleva un retraso de nueve meses por lo que las obras no concluirán hasta junio de 2015.

El consorcio responsable de las obras de ampliación del canal, el Grupo Unidos por el Canal, GUPC, del que la española Sacyr es socio mayoritario junto a la italiana Impregilo entre otras, ha informado de que la terminación de esta esclusa, que estaba prevista para el 21 de octubre de 2014, no concluirá hasta el 30 de junio de 2015.

Por otro lado, la esclusa del Atlántico, donde las obras van más adelantadas, estará terminada el 31 de marzo de 2015.

Según ha explicado la Autoridad del Canal de Panamá, la demora se debe a que las mezclas de hormigón presentadas inicialmente por GUPC «no cumplían con las especificaciones» que se requerían para un proyecto que debe tener una vida útil de 100 años.

El consorcio debía comenzar a volcar el hormigón en enero de 2011, pero al no conseguir la aprobación de las pruebas del material y debido a otros problemas añadidos como las lluvias y conflictos laborales, no se iniciaron los trabajos hasta julio de ese año. GUPC ha reclamado 588 millones de dólares por costes adicionales generados por el retraso.

La Autoridad del Canal de Panamá rechazó la petición en primera instancia y ahora se encuentra en manos del organismo de resolución de disputas DAB, integrado por expertos independientes.

El proyecto de construcción de las nuevas esclusas en el Atlántico y el Pacífico absorbe la mayor cantidad del presupuesto de la ampliación: 3.200 millones de los 5.250 millones de dólares que cuesta la obra. El proyecto ha sido ejecutado en un 66% hasta el 30 de septiembre, cuando la Autoridad del Canal de Panamá realizó su último informe, mientras que se han adjudicado contratos por valor de 4.377 millones de dólares.