Vivimos tiempos que requieren de cambios acelerados. En este marco que se mueve a velocidad vertiginosa, las costuras burocráticas de las distintas Administraciones públicas crujen hasta casi romperse.

En un marco en el que prima la prevención y las medidas de seguridad e higiene, AT Academia del Transportista ha solicitado la intervención del Defensor del Pueblo porque el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana para evitar lo que considera «un error histórico que no sólo causará un perjuicio profesional, social, personal y familiar que perjudicará a conductores/as profesionales de transporte de mercancías y viajeros, sino que también les expondrá a un mayor riesgo sanitario de contagio frente al covid-19″.

Como parte de la trasposición de una Directiva de la UE sobre formación a través de las tecnologías de la información, el Departamento ha decidido no fijar ninguna hora de formación para el CAP a través de sistemas telemáticos, según la compañía.

La empresa afirma que «los transportistas hemos esperado 15 años para que el parlamento europeo modifique y modernice la formación, y España no puede permitir, enrocándose en un modelo de formación que pertenece al siglo pasado, quedarse una vez más en el furgón de cola de la innovación y el progreso en Europa«.

Por estos motivos, AT Academia del Transportista defiende la incorporación de la modalidad mixta de formación, que, a su juicio, aporta más seguridad sanitaria, más seguridad vial, facilidades para la conciliación familiar, un aprendizaje activo, así como más fexibilidad horaria, de lugar y de tiempo para estudiar.