Con las nuevas variantes de la TGE ya disponibles, MAN ofrece a sus clientes vehículos de tracción total configurables individualmente dentro del rango de 3 a 5,5 toneladas de MMA, en colaboración con el especialista austriaco Oberaigner.

Estas nuevas furgonetas tienen en común el sistema de tracción total permanente con transmisión en el eje delantero de una sola etapa y la caja de transferencia de tres ejes con distribución de potencia dependiente de la carga entre los ejes, de tal modo que si la tracción se reduce en un eje, se transfiere más par a otro eje de forma inmediata y automática.

Para las conversiones se utiliza como base un furgón o un chasis TGE de serie con tracción trasera, desmultiplicación del eje trasero de 4,7 a 1, ruedas gemelas, así como el motor diésel de dos litros en su versión más potente con 130 kW (177 CV) y 410 Nm de par.

Las opciones disponibles incluyen una caja de cambios manual de seis marchas o una caja automática de ocho marchas, así como una distancia entre ejes de 3.640 o 4.490 milímetros.

Para la conversión a tracción total, no es necesario aumentar la altura del vehículo y, de igual modo, la carga útil apenas se ve afectada, ya que el peso adicional del sistema de tracción total ronda solamente los 130 kg.

Con la gama 4×4 ampliada, MAN Truck & Bus ofrece más opciones para configurar el vehículo adecuado según cada necesidad.