En los dos primeros meses de 2020, el puerto de Almería ha movido 538.618 toneladas de mercancías, un 51,9% menos que en el mismo período del año pasado.

En este descenso ha jugado un papel clave la caída de la importación de carbón para la central térmica de Endesa, en Carboneras.

Sin embargo, durante el bimestre han pasado por el enclave almeriense un total de 283 buques, lo que representa un incremento de un 9,6% con respecto a los dos primeros meses del año pasado.

De igual manera, el tráfico de graneles líquidos se ha incrementado casi un 270%, hasta sumar un total de 21.110 toneladas, mientras que el movimiento de mercancía general ha totalizado 201.426 toneladas, un 42,7% más que en los dos primeros meses del año pasado.

Por lo que respecta a la mercancía movida en contenedores, el recinto portuario andaluz ha sumado 61.721 toneladas, un 36,6% más que hace un año.

Así mismo, el tráfico ro-ro llega en enero y febrero a las 119.332 toneladas, un 33,89% más que en idéntico período del pasado ejercicio. De igual modo, durante el período se han transportado 1.912 remolques, semirremolques y plataformas en régimen ro-ro, un 3,5% más que hace un año.

Por otro lado, el movimiento de automóviles en régimen de mercancía suma un total de 237 unidades, lo que representa un aumento del 154,8% con relación a enero y febrero de 2019.