Los transportistas colaboran en una guia que permite conocer cuando un cerdo no debe ser transportado

Los transportistas colaboran en una guía que permite conocer cuando un cerdo no debe ser transportado.

Guía para evaluar el estado de los cerdos destinados al transporteque se puede descargar en este enlace(disponible en formato pdf, en inglés, de 48 páginas, 3,7 Mb)

El transporte por carretera de animales vivos que no sean aptos para su consumo no sólo provoca un innecesario sufrimiento a los animales, sino que también puede dar lugar a sanciones y pérdidas económicas para los transportistas. 

Por este motivo, dos asociaciones del sector transporte, la IRU y la ELT, que integra a los transportistas europeos de ganado, han colaborado con organizaciones internaciones del ámbito veterinario, de la agricultura y de la protección animal, para elaborar unas directrices europeas para evaluar el estado físico de los cerdos que serán destinados al transporte. 

Tras dos años de trabajo entre estas organizaciones, el resultado es una Guía eminentemente visual que utiliza dibujos, fotografías y evita tecnicismo para hacer más fácil su comprensión.

Su objetivo es ayudar a los profesionales que intervienen en el transporte de cerdos y complementar la legislación vigente de la Unión Europea, por lo que desde la Comisión Europea ya han dado la bienvenida oficialmente al informe.