Ford Transit Connect en la IAA de Hannover 2012

En los próximos meses comenzará en la fábrica de Ford en Almussafes, Valencia, la producción en exclusiva para toda Europa de la nueva furgoneta Transit Connect, en la que el grupo ha invertido 582 millones de euros.

El fabricante, que espera producir un total de 230.000 unidades al año, contratará en los próximos meses a 800 personas para el lanzamiento del nuevo vehículo comercial.  Los nuevos contratos se irán efectuando en fases y de hecho la semana pasada entraron en la planta los primeros 57 empleados.  

A finales de 2010 Ford Almussafes inició la fabricación del C-Max, un vehículo que se exporta a más de cuarenta mercados desde España, y en noviembre de 2012 lanzó el modelo Kuga.

Desde la fabricación del C-Max, Ford ha invertido en su planta valenciana 1.112 millones de euros para su adaptación a este modelo, al Kuga y, en próximos meses, al Connect.

Desde la compañía han asegurado que esperan un crecimiento de las ventas de la gama Transit que alcance las 400.000 unidades por año en 2016, “muy por encima del 50% más de los que vendemos anualmente”.

La nueva compacta Transit Connect nacida en Europa, también será global. De gran tamaño y grandes características, en Europa estará disponible con asiento delantero de acompañante dual, para maximizar la capacidad para transportar a personas y mercancías de forma eficiente.