Fábrica de Berliet en Vénissieux en 1962

Fábrica de Berliet en Vénissieux en 1962, precusor de las actuales instalaciones de Renault Trucks.

Renault Trucks ha rendido homenaje al fabricante francés Marius Berliet y ha celebrado la historia de las personas que han contribuido en Vénissieux y Saint-Priest al desarrollo del vehículo industrial, el progreso y la evolución del transporte.

Cuna de la marca Renault Trucks, la sede del fabricante en Lyon continúa hoy en día fabricando vehículos para el transporte del futuro.

En 1915, ante la apremiante demanda de camiones para el ejército francés, Marius Berliet decidió compró unos terrenos en los alrededores de Lyon, con el propósito de construir una fábrica en Vénissieux, que tras varias ampliaciones alcanzó una superficie total de 387 hectáreas en vísperas de la Segunda Guerra Mundial.

Actualmente, las instalaciones de Lyon albergan la sede de Renault Trucks y constituyen una pieza clave del dispositivo industrial y de ingeniería mundial del grupo Volvo, del que la marca forma parte desde 2001.

Reúnen a más de 4.000 personas en una superficie de 180 hectáreas, situada entre los municipios de Vénissieux y Saint-Priest. Las instalaciones albergan también una unidad de montaje de motores, una unidad demontaje de ejes, un centro de prensado y un almacén de piezas de repuesto.

Además de la sede social y la dirección mundial de Renault Trucks, la extensa área industrial abarca también otras actividades, como una unidad de investigación, destinada al diseño de camiones de tonelaje medio y desarrollo de sus motorizaciones.

Asimismo, cuenta con una oficina de diseño que reúne a un equipo internacional de diseñadores al que se le debe la nueva gama de camiones Renault Trucks lanzada en 2013, y cuyo producto más destacado, el «Renault Trucks T», fue elegido “Camión Internacional” del año 2015.

Para conmemorar su centenario, se ha montado una exposición de fotografías que recogen la evolución del centro industrial a lo largo de los años y en los muros de la fábrica se ha pintado un graffiti gigante de 450 m² para conmemorar la efemérides.