Ya no vale debatir de forma general sobre la tarificación al sector transporte de mercancías por carretera, se debe definir claramente qué se quiere lograr y cuáles son los objetivos concretos”. Esta es la opinión expresada por José Francisco Papi Ferrando, CEO de la consultora S3Transportation, durante su intervención en la jornada que sobre fiscalidad en el sector se celebró el pasado viernes 17 en el XV Congreso de CETM celebrado en Toledo.

Según Papi, cada instrumento de tarificación tiene un efecto positivo y negativo que deben analizarse en detalle y se deben evitar los conceptos teóricos que sólo llevan a que el sector transporte sea “una vaca lechera para la economía”, indicó.

Respecto a la aceptación de la euroviñeta, tanto en el ámbito profesional como entre los conductores en general, es evidente que “no es bien aceptada y la reacción social es muy negativa”.

Tarificación de infraestructuras fija y eficaz

Por todo ello, Papi Ferrando es partidario de una tarificación de las infraestructuras “fija y eficaz”, lo que supone que este tema se saque de la agenda política para llevarlo a un plano más técnico. De esta forma, se conseguiría que el transporte de carretera profesional “no pague en solitario la irracionalidad en el desarrollo de ciertas infraestructuras”.

También debe quedar claro que el pago por uso infraestructuras debe afectar a todos los usuarios y modos, “no solo al transporte por carretera, sino también a los vehículos privados, al ferrocarril…porque si jugamos, lo hacemos todos”, expresó ante el auditorio que avaló con sus aplausos esta opinión.

En cuanto al consumo energético de los medios de transportes es otro aspecto que debe plantearse de forma clara.”El instrumento que se defina debe ser transparente y afectar a todos los modos de forma homogénea”. De este modo, indicó el consultor, “se debería eliminar las subvenciones a los modos de transportes sustitutivos que no son eficaces y apostar por una competencia real entre modos donde su utilice el más eficaz por sus propias características”.

Diferente pago según el corredor

Otra cuestión que no pasó por alto es la definición de forma seria sobre las tarifas a aplicar entre los corredores más congestionados y los que menos congestión presentan “puesto que no debería ser igual”, cree Papi.

Asimismo, todo el conjunto de tarificación que se defina para la carretera debe trasladarse al consumidor con el menor coste posiblepara que quede claro que no sólo se busca recaudar por la administración”.

Según la Asociación Europea de Fabricantes de Automóviles (ACEA) la tarificación a los vehículos de motor en la UE-15 en 2011 ascendía a un montante total de 38.000 millones de eurosy la pregunta que se debe plantear es cuánto se revierte en realidad a las infraestructuras de transporte”, cuestionó el responsable de S3 Transportation.