La Organización de las Naciones Unidas, a través de la Unesco, ha publicado un manual actualizado de los protocolos de control de calidad y proceso de datos relacionados con el nivel del mar, en cuya redacción ha tenido un destacado papel Puertos del Estado.

Dirigido a toda la Red de Observación Global del Nivel del Mar, Gloss, este documento incorpora nuevas técnicas de automatización actualmente en funcionamiento y recomendaciones sobre su utilización y verificación para aquellas instituciones que aún no han empezado a utilizarlas.

Programa ‘Gloss’

El programa Gloss recoge datos de estaciones de nivel del mar de todo el mundo desde los años 80, gracias a lo que ha podido confirmar la subida del nivel medio por el calentamiento global del planeta. Entre 1901 y 2010, el nivel medio del mar ha aumentado entre 17 y 21 centímetros, incrementándose el ritmo de subida a partir de 1993 en hasta hasta 3,1 +-0,7 mm/año.

En este sentido, conviene apuntar que el ritmo de subida puede variar de un punto a otro del planeta, dependiendo de las características de la costa, las temperaturas o el movimiento vertical del terreno, entre otros factores. Además, la subida del nivel medio del mar incrementa el daño que los temporales y el oleaje asociado causan en la línea de costa.

Recientemente las estaciones de nivel del mar, ubicadas mayoritariamente en puertos, han pasado a formar parte de sistemas de alerta de fenómenos costeros o tsunamis en todo el mundo, por lo que la automatización del proceso y control de calidad de los datos ha adquirido una gran relevancia.

En el caso de España, desde 1992 está disponible en el sistema portuario una red de estaciones de nivel del mar, que ya suma 38, y es parte de un conjunto de sistemas de monitorización y previsión, denominado Portus.