«Ahora mismo ya no nos preocupa lo que decida Puertos del Estado, porque nos ha estado engañando en estos meses«. Así de claro y conciso se muestra a cadenadesuministro.es Víctor González, secretario general de Transcont CV, tras el cúmulo de acontecimientos que se han sucedido desde el pasado domingo.

Desde entonces se ha producido la detención y posterior puesta en libertad del presidente de la asociación, Javier Gimeno, y de otros dos miembros, y la decisión de Puertos del Estado de «paralizar» la tramitación del pliego de condiciones como servicio comercial del transporte terrestre portuario negociado con Fenatport.

Víctor González señala e a título personal que no le preocupa la postura que adopte a partir de ahora Puertos del Estado porque «ellos verán si quieren o no aplicar la Ley de Puertos» y reprocha al organismo público que cuando se iniciaron las conversaciones el pasado mes de enero «el compromiso era lograr una acuerdo rápido y ya han transcurrido seis sin resultados concretos«.

El responsable  de Transcont CV insiste en que en la primera reunión con Puertos del Estado se dejó claro que la situación del colectivo era «límite» por lo que ahora, seis meses después, «ya resulta insostenible, con los ánimos muy caldeados«, justificando en parte los acontecimientos.

En todo caso, González prefiere esperar a que se reúna la asamblea de Fenatport para ofrecer una valoración oficial sobre la decisión de Puertos del Estado de no avanzar en el desarrollo del pliego de condiciones que, como ha informado este medio, se encontraba en fase de remisión a los puertos para que hicieran sus alegaciones al respecto.

Con este panorama, el secretario de Transcont CV asegura que los paros previstos para los próximo días 13, 14  y 15 se mantienen y reconoce que entre los asociados los ánimos están muy «tensos» e incluso se reclama un paro indefinido con posturas más radicalizadas. Ahora, asegura González, «la gente nos pide que no vayamos con paños calientes y seamos más contundentes para reclamar que se cumpla la normativa de pesos en los contenedores y de plazo de pagos«.

Responsabilidad de Rafael Aznar

Por otro lado, en declaraciones a Cadena Ser Valencia, Javier Gimeno, ha acusado a la autoridad portuaria de Valencia de «querer callarle metiéndole en el calabozo». Advierte que no lo conseguirán y asegura que todo viene porque Transcont CV es la única asociación que denuncia graves irregularidades en el Puerto de Valencia. «Irregularidades que el puerto no valora», asegura.

En su opinión, su detención del fin de semana y su paso por el calabozo obedece a «una decisión política del presidente de la autoridad portuaria de Valencia, Rafael Aznar«, porque el origen del conflicto por el que la semana pasada los transportistas autónomos fueron a la huelga está en la falta de seguridad laboral en la dársena valenciana.