vuelven a crecer las exportaciones españolas

Las exportaciones españolas alcanzaron los 78.037,6 millones de euros en el primer cuatrimestre de 2014.

El 75% de las empresas españolas aumentan sus oportunidades de negocio en la UE, si bien una de cada siete empresas exportadoras encuentra algún tipo de problema en el Mercado Único y una de cada diez algún obstáculo comercial. 

Así lo revela el informe de la XII fase del Proyecto ‘Línea Abierta’, presentado este lunes 7 de julio por el secretario de Estado de Comercio, Jaime García-Legaz, acompañado por el secretario general de CEOE, José María Lacasa.

Este proyecto está dedicado a analizar los problemas que obstaculizan la actividad de las empresas españolas en el Mercado Único Europeo y a proponer soluciones. Según revela el análisis del mismo, “cuanto más abierta es la economía española, más importante es estar seguros de que se aprovechan todas las oportunidades y no se pierden como consecuencia de normas que cierran mercados a bienes y servicios españoles”.

‘Linea Abierta’, realizado por CEOE, la Secretaría de Estado de Comercio y el ICEX, es «especialmente importante para las Pymes porque las grandes empresas siempre tienen mayor capacidad de sortear los obstáculos a la libre circulación”, ha añadido el secretario.

Analizadas 9.000 empresas

Las empresas españolas que más obstáculos han denunciado pertenecen a las comunidades autónomas de Cataluña, Comunidad Valenciana, Castilla La Mancha, Aragón y Andalucía. Por otra parte, los sectores con mayor número de obstáculos son químico y farmacéutico, diversos, textil, bienes de equipo y transformados y bebidas.

En el estudio, se ha trabajado en base a una muestra de 9.000 empresas representativas de cada uno de los sectores y comunidades autónomas de España. De las 900 entrevistas realizadas, 117 empresas aseguran haber tenido algún problema con el Mercado Único, de los cuales 501 afectan al comercio intracomunitario de sus productos. De todos ellos, 219 se han considerado obstáculos comerciales y 282 dificultades.

Los obstáculos comerciales que más trabas han supuesto son los relativos a las normas técnicas, que suponen más del 50% de los obstáculos detectados. Destacan los que se refieren a la ausencia de reconocimiento de los certificados u homologación obtenidos en España y los derivados de la falta de armonización de los productos.

Por otro lado, los obstáculos referidos a las operaciones comerciales ocupan el segundo lugar, suponiendo más del 35% de los obstáculos, y se centran en los retrasos en los pagos, lo que provoca un efecto negativo sobre la liquidez de las pymes y supone la financiación de los clientes a costa de los proveedores.

Obstáculos en los países importadores

José María Lacasa ha explicado también que los obstáculos relacionados con el funcionamiento del Mercado Único están concentrados en los países hacia los que se dirigen la mayor parte de los productos españoles, es decir Francia, Alemania, Italia, Reino Unido y Portugal.

Con respecto al sector servicios, la integración comercial del mismo en la UE se sitúa en torno al 5%, mientras que el de bienes en un 22%, por lo que el mercado de servicios sigue siendo inferior. Al ser las autoridades públicas los principales consumidores de servicios en Europa, es necesaria la aplicación correcta y transparente de las normas de contratación pública, que prevengan irregularidades.

Otros de los obstáculos más denunciados que el informe recoge son las exigencias de registro en destino y la falta de reconocimiento de certificados o documentación obtenida en España. Además, también señala que las ventanillas únicas deben ser más operativas, sobre todo en los trámites en línea.