puerto marin graneles solidos

Las exportaciones de granito impulsan los tráficos de graneles sólidos de los puertos gallegos.

El bueno tono que mantienen en los últimos meses las exportaciones de granito gallego repercuten de manera generalizada en los tráficos portuarios de los enclaves de Vigo, Ferrol y Marín, principalmente.

En el primer caso, los últimos datos de tráfico portuario presentan un incremento en el movimiento de graneles sólidos en el acumulado entre enero y mayo de un 12,79%, hasta sumar un total de 114.505 toneladas en los cinco meses. Con mayor detalle, los registros de la Autoridad Portuaria de Vigo reflejan que el movimiento portuario de granito en particular se ha incrementado un 53,75% anual el pasado mes de mayo.

De igual modo, la Autoridad Portuaria de Ferrol San Cibrao, por su parte, confirma que en el primer semestre de este mismo ejercicio, los movimientos de cuarzo y granito han pasado de la nada a acumular un volumen total de 55.056 toneladas, pese al descenso generalizado en el tráfico portuario de graneles sólidos del enclave en los cinco primeros meses de 2018.

De igual modo, los tráficos de graneles sólidos del puerto de Marín se han incrementado un 36,56% anual entre enero y mayo de este mismo ejercicio, hasta totalizar 347.824 toneladas en el período.

La culpa del auge de las exportaciones de granito de Galicia se encuentra en los incrementos que viven los precios internacionales del petróleo que, consecuentemente, repercuten en un incremento de los ingresos que por esta partida perciben los principales países exportadores de crudo de Oriente Medio, lo que, a su vez, se traduce en más inversiones inmobiliarias en esta región del mundo que, por último, arrastran al resto de proveedores que dan servicios a la industria de la construcción.

En este mismo sentido, países como Argelia, Turquía, Túnez, Emiratos Árabes o Jordania figuran entre los principales importadores de piedra gallega.