Evolucion matriculaciones turismos

Después del crecimiento registrado en el mes de agosto, antes de la subida del IVA, era de prever que el mes de septiembre experimentaría acusados descensos. El noveno mes del año ha caído más de un 30%, en concreto un 36,7%, el peor dato de la historia. Con dos días laborables menos y una desaceleración de las matriculaciones en el canal de particulares en los últimos días el volumen total se ha situado en 35.206 unidades. Hay que remontarse al año 1985, con 32.135 vehículos matriculados, para encontrar un volumen similar al de este mes.

El canal de los particulares ha vuelto a descender de manera brusca. En cifras, las compras de particulares registraron un 44,1% de caída con un volumen mínimo de 16.937 unidades. En el resultado acumulado registra un total de 256.341 unidades, con un descenso del 10,9%.

Por su parte, el canal de empresas mantiene su tendencia negativa, totalizando en el mes de septiembre 16.538 unidades, con un brusco descenso del 29,5% en el mes. Los primeros nueve meses del año presentan una caída del 15,7% con 174.077 matriculaciones.

En cuanto al canal de alquiladores, con un volumen exiguo de 1.671 unidades en septiembre, muestra un descenso del 8%. En el período enero‐septiembre, el resultado es de 124.944 unidades matriculadas y un descenso del 3,7%.

David Barrientos, director de Comunicación de Anfac, ha afirmado que a la espera del funcionamiento del Plan PIVE, “el mercado en el mes de septiembre vuelve a registrar un resultado decepcionante”. En este sentido, se ha mostrado convencido de que con las ofertas comerciales de fabricantes unidas al Plan PIVE se pueden batir las cifras que se vienen registrando en el mercado a lo largo de todo el año.

Según el presidente de Aniacam, Germán López Madrid «la situación económica tan crítica que está pasando el país, unido a la falta de confianza y la falta de crédito, hace que la renovación y la compra de vehículos nuevos se convierta en una decisión extremadamente difícil para una familia o una empresa”. Asimismo, ha indicado q es  necesario que esta situación cambie por completo para que se vea una recuperación en el sector y una utilización más rápida del plan para rejuvenecer lo antes posible un parque que cada día se convierte en más dañino y peligroso para nuestro país

Plan PIVE

Actualmente, se están dando de baja mensualmente alrededor de 38.000 vehículos de más de 12 años. Con el nuevo Plan PIVE, donde más del 65% de la oferta del vehículo nuevo se aprovechará de éste, el ritmo de achatarramiento se aumentaría en más de un 20% mensual por lo que, dicha mejora, representaría acabar el año con 720.000 unidades, en vez de las 700.000 previstas hasta ahora.

De cumplirse esta nueva previsión, cerraría con una caída del -8% frente a 2011, lo que mejorará, gracias al Plan PIVE, la caída acumulada que lleva el año, 11%.