La finalización de las obras de urbanización de la mayor parte de la superficie de la primera fase del Espigón central del puerto de Bilbao le permiten al enclave contar con 203.000 m² de superficie para usos logisticos que se pueden parcelar según las necesidades que se planteen.

Así mismo, este muelle cuenta en total con 1.120 metros de línea de atraque y 362.000 m² de explanada, con una inversión total de 112 millones de euros, de los que hasta 20,9 millones de euros serán financiados por la Comisión Europea.

De igual modo, este nuevo muelle contará con infraestructura ferroviaria y con conexiones a la red eléctrica para reducir los gases de efecto invernadero y los ruidos mientras los buques están atracado sen puerto.

A estos más de 203.000 nuevos m² se sumarán, a comienzos de 2023, otros 50.000 m²  de superficie tras la finalización de la ampliación del muelle AZ1, con un importe de 27,4 millones aproximadamente.

Así mismo, después, los responsables de la dársena vizcaína tienen prevista la construcción de la segunda fase del espigón central que, en principio, se afrontará en 2024, aunque intentarán adelantar los trabajos lo más posible.

 

banner-suscripción-a-cadena-de-suministro-750x110px