Transporte maritimo de contenedores

Las importaciones europeas se han reducido un 1,4%, mientras las exportaciones han repuntado un 0,6%.

Aunque las navieras han realizado grandes esfuerzos para elevar las tasas de carga en los contratos a largo plazo, el mercado se mantiene a la baja, con un descenso del 0,3% en el mes de agosto. No obstante, se encuentra un 1,4% por encima del nivel alcanzado en el mismo momento de 2018 y ha repuntado un 4,6% respecto a finales del año.

El índice de Xeneta muestra una clara tendencia a la baja desde el verano de 2018, con la excepción de mayo. Se trata de un momento difícil para los operadores, pues ya ha caído un 2,7% desde el quinto mes del año, aunque ellos no dejan de intentar cambiar su curso.

Las importaciones europeas aumentaron un 5,9% en julio, pero en agosto han caído un 1,4% hasta los 111,32 puntos, mientras las exportaciones han repuntado un 0,6% hasta los 115,37 puntos. En el caso de las rutas entre el Lejano Oriente y el norte de Europa, las navieras han sido incapaces de aprovechar las subidas de principios de mes, tras una serie de cancelaciones que les llevaron a retirar unos 150.000 TEUs de capacidad a lo largo de la temporada alta.

Por su parte, las importaciones del Lejano Oriente siguen sin recuperarse, con una caída del 17,1% respecto al mismo mes del año anterior, aunque a nivel mensual, se ha limitado al 0,1%, con 99,05 puntos. En cambio, las exportaciones han crecido un 1% hasta los 121,76 puntos, tras un descenso del 4,8% en julio.

Mercado estadounidense

La guerra comercial entre Estados Unidos continúa golpeando a la industria, con destacados descensos tanto en las importaciones como en las exportaciones en la costa oeste estadounidense en el mes de julio.En agosto, se ha registrado un retroceso del 2,6% en las exportaciones del país hasta los 94,53 puntos, mientras las importaciones han logrado un mínimo ascenso del 0,1%, con 121,88.

En el análisis individual de las navieras, destaca el crecimiento de los beneficios de Maersk y Hapag-Lloyd en el segundo trimestre, frente a las pérdidas registradas por HMM pese a haber logrado un aumento del 11% en los volúmenes movidos. Cada empresa trata de enfrentarse a las duras condiciones del mercado con sus propias armas, obteniendo mayor o menor éxito en sus intentos.