Las industrias de la automoción, la energía, la electricidad y la infraestructura de recarga han pedido al Parlamento y el Consejo Europeos que impulsen políticas fuertes e interconectadas para acelerar la transición hacia la movilidad de cero emisiones y neutra en carbono.

Representados por la Asociación Europea de Fabricante de Automóviles, Acea, la Asociación Europea de Proveedores de Automoción, Clepa, la asociación que representa los intereses de la industria eléctrica a nivel europeo, Eurelectric, una asociación que promueve el uso de la energía eólica, WindEurope, y la voz de la industria del vehículo eléctrico, ChargeUp Europe.

Todos estos sectores, han hecho llamamiento común a los responsables políticos durante una mesa redonda intersectorial celebrada en Bruselas. En primer lugar, reclaman una mayor inversión en infraestructura de carga y recarga para turismos, furgonetas y autobuses propulsados por energías alternativas. 

La Unión Europea, por tanto, tendrá que establecer objetivos más elevados en cuanto a las infraestructuras públicas y privadas respecto a la Regulación de la Comisión Europea para la Infraestructura de Combustibles Alternativos y la Directiva de Eficiencia Energética en Edificios, EPBD.

Para que las hidrogeneras sean comercialmente viables, también es necesario un esfuerzo de las administraciones públicas, con incentivos, planes de cofinanciación y objetivos obligatorios, especialmente en zonas donde el desarrollo está siendo menor. Esto resulta crucial para garantizar que esté disponible una mínima infraestructura en la Unión Europea lo antes posible.

Además, avanzar hacia un transporte y una movilidad neutros en carbono solamente tiene sentido si se trabaja en paralelo en la transición hacia la energía de cero emisiones. Por tanto, son necesarios incentivos para promover el uso de energías de cero emisiones en el transporte.

Igualmente, es fundamental acelerar los procedimientos de obtención de permisos para desplegar una capacidad mayor para la generación de energías renovables en la Unión Europea. Por último, no debe olvidarse nunca el usuario final, por lo que deberían impulsarse políticas para un ecosistema de recarga centradas en el cliente, que favorezcan sistemas asequibles, sin perjuicio de la libertad contractual de los operadores del mercado. 

 

CdS-Banner-suscripcion-OJD-750x110