vii-dia-del-agente-consignatario-de-asecob

Uno de sus principales ejes de acción pasa por participar activamente en la comunidad portuaria.

Coincidiendo con su 99º aniversario, la Asociación de Agentes Consignatarios de Buques de Barcelona, Asecob, ha celebrado el VII Día del Agente Consignatario, que ha reunido a cerca de 200 directivos y profesionales de empresas e instituciones vinculadas al sector marítimo y portuario de Cataluña.

Para Asecob, es importante que las instituciones apoyen el papel de Barcelona como puerto comercial, industrial y logístico, potenciando su rol como infraestructura clave para el desarrollo económico del país. Uno de los retos actuales consiste en mejorar la conectividad del puerto y potenciar el transporte intermodal mediante accesos viarios suficientes y unas infraestructuras ferroviarias modernas y potentes.

En este contexto, el sector consignatario se considera un actor central de la actividad portuaria, cuya misión principal es coordinar todos los servicios. En lo que se refiere al reconocimiento oficial de la profesión, en marzo se ha aprobado el Decreto Ley que regula la figura del consignatario, pero en palabras de la Asociación, no cubre todas las aspiraciones del colectivo, por lo que debería concretarse mejor en el futuro reglamento que se desarrollará.

Además, los consignatarios de Barcelona están actualmente centrados en reforzar la formación académica y práctica, así como seguir impulsando convenios de colaboración con instituciones, universidades e institutos.

Sostenibilidad y digitalización

Por otra parte, uno de sus principales ejes de acción pasa por participar activamente en la comunidad portuaria y defender los intereses propios y los de los armadores, sin olvidar la lucha por preservar el medio ambiente y la sostenibilidad, así como la apuesta por la transformación digital y la innovación.

Los consignatarios son el eje de transmisión entre el puerto y las navieras, tal y como han explicado desde la Autoridad Portuaria en este evento. Su actividad, talento y habilidad negociadora han llevado al puerto nuevas escalas y han contribuido a la fidelización de ciertas líneas, así como al crecimiento de los tráficos.