Varias asociaciones de empresarios, que representan conjuntamente más del 40% del PIB nacional, han trasladado a la secretaria general de Transportes, Carmen Librero, y al director general de Transportes, Joaquín del Moral, la importancia de no aplazar las medidas que aprueben  la circulación de vehículos de 44 tn en España.

En opinión de las empresas cargadoras, esta medida en particular ayudaría a ganar competitividad, ya que las 44 tn de MMA en el transporte de mercancías por carretera ya está implantada en países como Francia, Italia, Bélgica o, más recientemente, Portugal, entre otros.

Desde las asociaciones, defienden que aplazar decisiones como la propuesta está haciendo que España pierda inversiones y, por tanto, competitividad al ver reducida la asignación de nuevas producciones.

Reducción de costes logísticos

Estas decisiones para mejorar la competitividad se basan fundamentalmente en la reducción de costes de mano de obra, electricidad y logística. Con respecto al último segmento, las asociaciones han afirmado a los organismos que la introducción de las 44 tn permitiría reducir costes logísticos en un 11%.

La logística es un componente esencial de los costes de los productos, que va desde el 15% en las bebidas, el 10% en la metalurgia o el 5,8% en la construcción.

Estos datos vienen recogidos en el estudio ‘Evaluación de la introducción de las 44 toneladas en España’ elaborado por la Universidad Politécnica de Cataluña, que cifra en 350 millones de euros al año los ahorros directos de la adopción de esta medida.

Además, a estos ahorros habría que sumar la reducción de 91 millones de euros anuales en costes externos, según Ineco, y el aumento del peso en los camiones reducir anualmente las emisiones de CO2 entre 105.249 y 129.000 tn al año.

No aplazar la aprobación

Por todo ello, las asociaciones empresariales usuarias de transporte han solicitado nuevamente a los responsables de Fomento que no se aplace más la aprobación de esta medida, situación que deja a España «en clara desventaja frente a otros países europeos».

«Más productividad en el transporte significa más actividad de transporte. No sólo porque aumente la actividad productiva sino porque la hace más competitiva con respecto a otros modos», han trasladado desde las organizaciones al Ministerio, afirmando que «el transporte por carretera está perdiendo terreno frente al marítimo en el ámbito de las exportaciones».

La introducción de las 44 tn en España viene siendo reclamada desde diversos sectores empresariales en varias ocasiones sin resultados hasta el momento, «hecho que ha situado a España a la cola de Europa». En este sentido, desde Aecoc también han solicitado recientemente la introducción de los megacamiones en España, así como la ampliación a 4,5 m de la altura máxima permitida.

En la misma línea, los organizadores consideran «un paso atrás» el hecho de que el piloto implantado durante dos años en Cataluña terminase, el pasado mes de septiembre, sin posibilidad de darle continuidad en el marco estatal. 

No obstante, una parte importante de transportistas se ha mostrado en contra de la nueva normativa de pesos y dimensiones planteada por Fomento, lo que ha llevado a que el Gobierno descartase en noviembre la introducción del polémico aumento del tonelaje en el transporte por carretera.