Durante las fiestas navideñas, los comercios de todo el mundo se encontrarán ante el desafío que suponen las pérdidas desconocidas, que afectan de igual manera a cualquier tipo de negocio, ya sea grande, pequeño, localizado en el centro de una gran ciudad o en una localidad pequeña.

Tener un control de todo lo que ocurre en un establecimiento no es tarea fácil y mucho menos en momentos de grandes picos de demanda. Solamente en Navidad, se pierden cerca de 1.100 millones de dólares debido a la distorsión del inventario, al agotarse las existencias de unos productos y generarse excedentes de otros.

Esta cantidad equivale al 7,3% de las ventas totales de los minoristas, que ahora cuentan con múltiples tecnologías desarrolladas por Sensormatic Solutions para una prevención de pérdidas más inteligente.

Los sistemas de vigilancia electrónica de artículos basados en RFID, ofrecen información precisa sobre los artículos robados para ayudar a los comercios a reaccionar de manera más eficaz. Para ello, se captura la información del código de producto electrónico a través de dispositivos IoT conectados, lo que permite proporcionar datos en tiempo real.

Esta tecnología les ofrece a los minoristas una visibilidad sin precedentes en áreas como los probadores, el almacén, los puntos de venta o las salidas de la tienda, consiguiendo rastrear los artículos en tiempo real, obtener una visión clara de las causas de la reducción del inventario, diferenciar entre la pérdida real de la tienda y otras formas de distorsión de inventario, y responder de manera predictiva en la salida, la caja o los pasillos.