Cadena de montaje en la planta de Nissan en Avila

Los sindicatos aseguran que Nissan incumple el convenio colectivo.

El comité de empresa de Nissan ha decidido convocar nuevas jornadas de huelga en la planta de Ávila por el incumplimiento del convenio colectivo por parte de la empresa, según los sindicatos.

Los paros tendrán lugar en cinco sábados productivos del primer trimestre de 2016, el primero de ellos, previsiblemente, el próximo 16 de enero, aunque aún no ha sido comunicado de forma oficial a los trabajadores. A este le seguirán otras dos jornadas de huelga en febrero y dos más en marzo.

Las razones expuestas desde los sindicatos para convocar esta huelga son varias, si bien destacan el hecho que aún no se hayan incorporado a la plantilla seis de los 17 trabajadores despedidos por la empresa en el ERE de 2010. El fabricante se comprometió a readmitirlos si se alcanzaban las 14.000 unidades fabricadas, que ya se han superado en el presente ejercicio fiscal.

Desde el comité de empresa defienden que la necesidad de realizar horas extraordinarias los sábados demuestra que existe carga de trabajo para reincorporar a dichos empleados.

Junto a este asunto, desde los sindicatos también denuncian incumplimiento del convenio colectivo respecto a temas relacionados con el calendario laboral y las horas de flexibilidad. 

En concreto, el fabricante incrementó de forma obligatoria la jornada laboral del 22 de diciembre, pasando de las seis a las siete horas, alegando las medidas de flexibilidad contempladas en el convenio. No obstante, según el comité, la hora de flexibilidad no se ajusta en tiempo de preaviso a lo recogido en el convenio colectivo.

El comité de empresa ha denunciado esta situación ante el Servicio de Relaciones Laborales (Serla), donde se mantendrá próximamente una reunión entre sindicatos y empresa para intentar llegar a un acuerdo.