El tráfico de mercancías del puerto de Cádiz ha crecido un 15,4% anual en la primera mitad de 2020, hasta alcanzar los 2,1 millones de toneladas de mercancías, en un contexto adverso marcado por el impacto de la crisis sanitaria en el transporte marítimo internacional de mercancías.

Con más detalle, la mercancía general se ha incrementado un 13% en el acumulado hasta junio, con 673.195 toneladas, gracias, sobre todo, al buen comportamiento en el movimiento de frutas, hortalizas y legumbres, que suma 161.254 toneladas en el semestre.

De igual modo, los graneles líquidos también acumulan 851.820 toneladas en los primeros seis meses de 2020, con un ascenso anual de un 36,17%, mientras que los graneles sólidos, por su parte, descienden un 0,47%, para un total semestral de 592.014 toneladas.

Por otra parte, el tráfico de carga rodada ha descendido un 8,13% anual y suma 393.044 toneladas movidas hasta junio, mientras que el movimiento de contenedores crece un 118% en toneladas, hasta las 229.176 en el período, así como un 38% TEUs, para un total semestral de 22.290.

Finalmente, el impacto de la crisis sanitaria se ha dejado sentir en el tráfico de cruceros, que se ha visto reducido un 83,92% en el número de escalas, con 23 buques contabilizados hasta junio, mientras que el número de pasajeros se ha reducido un 80%, para un total mensual de 40.652.