Terminal de carbón en el puerto de Gijón.

La terminal granelera EBHI ha movido 6.788.981 tn, casi un 5% menos que en primer semestre de 2015, dado el descenso del el tráfico de carbón térmico.disminuido un 25,8%.

El puerto de Gijón, con 10.046.404 tn movidas durante los primeros seis del año, iguala en la práctica la cifra del ejercicio pasado durante el mismo periodo, que fue un 0,7% superior, debido en gran parte a la acumulación de carbón térmico por parte de los clientes, circunstancia que todo indica no se va a producir este año.

Destaca el crecimiento de la mercancía general, que ha aumentado un 3%, y de graneles sólidos, que se incrementa casi un 18%, mientras que los graneles líquidos han disminuido un 12%.

Por su parte, la terminal granelera EBHI ha movido 6.788.981 tn, casi un 5% menos que en primer semestre de 2015, ya que, pese a haberse incrementado el tráfico derivado de la actividad de Arcelor Mittal en un 8,7%, el tráfico de carbón térmico ha disminuido un 25,8%.

El plan de empresa del puerto de Gijón contempla, entre otras magnitudes, un tráfico estimado al final del periodo señalado de 24 millones de toneladas, y unas inversiones de 40 millones de euros propias y de 41 por parte de los distintos agentes implicados en las distintas operaciones portuarias.

Estudio de varios proyectos

En su última reunión, el Consejo de la Autoridad Portuaria de Gijón ha evaluado los distintos proyectos europeos que inciden en la actividad portuaria y, de manera especial, los vinculados con la reanudación de la autopista del mar con Nantes.

En este sentido, destaca la concesión concesión de ayudas por parte de la Unión Europea al puerto de Gijón por un importe de 411.000 euros destinados tanto a la nueva rampa ro-ro, como a recursos humanos para la gestión del proyecto durante el periodo 2016- 2020.

Por su parte, a Transportes Riva, único operador que opta a la prestación del servicio, se han destinado por las instancias comunitarias, 652.000 euros con el fin de alcanzar la puesta a punto del buque, y desarrollar los obligados planes de seguridad, recursos humanos y emergencia.

La Autoridad Portuaria de Gijón también ha apoyado la propuesta de venta de algunos activos muebles propiedad propios a Lonja de Gijón, a cuya actividad estaban ya afectados cerca de 375.000 euros y a los que la entidad pesquera haría frente mediante un préstamo participativo otorgado por el propio puerto de Gijón, aumentando así su patrimonio neto con el fin de evitar el riesgo de quiebra y disolución de la misma.

Asimismo, el Consejo ha realizado un seguimiento de las distintas medidas ambientales en curso para minimizar los efectos en este campo de la actividad portuaria y ha dado luz verde a los procesos para optimizar económica y financieramente activos no afectos a la operativa portuaria.