La Federación Valenciana de Empresarios del Transporte, FVET, ha analizado la distribución urbana de la ciudad de Valencia durante el último año, con el fin de dar a conocer una serie de propuestas destinadas a agilizar el reparto de mercancías.

El estudio, llevado a cabo por la consultora CPS Infraestructuras, Movilidad y Medio Ambiente, aborda aspectos relacionados con las labores de carga y descarga, así como las actividades de las empresas de mudanzas y de grúas.

El estudio busca mejorar la distribución urbana de mercancías a través de un modelo que garantice el aprovisionamiento y distribución de la ciudad de forma eficiente, competitiva y sostenible, al tiempo que respete políticas y objetivos de movilidad urbana sostenible.

Entre las mejoras que propone el análisis se encuentran la de revisar el horario de distribución en zonas peatonales y ampliarlo, así como la de implantar un intervalo temporal vespertino a la vez que se amplia el horario matutino.

Carga y descarga

Por lo que respecta a las zonas de carga y descarga, las propuestas incluyen la ampliación de los horarios de uso de las reservas de carga y descarga y la eliminación de la ventana temporal de mediodía, así como la ampliación del tiempo máximo de permanencia en la carga y descarga de 20 minutos a 30 y que, además, pueda extenderse en función del distintivo ambiental del que dispongan los vehículos.

De igual modo, también se pide que se creen reservas de carga y descarga exclusivas para vehículos industriales y se apuesta por un aumento de estas plazas con una dotación mínima en función de la longitud del viario, pudiendo ser una por cada 100 metros de viario, fundamentalmente donde se ubica el mayor número de comercios, así como de un espacio mínimo de doce metros por plaza para que dos vehículos de reparto puedan cargar y descargar a la vez.

Otra de las peticiones de la asociación valenciana es que se permita circular a los vehículos de hasta 12 toneldas por el casco urbano de Valencia entre las 7 y las 22 horas y plantea la posibilidad de utilizar carriles multiuso, el uso de áreas de reparto por proximidad y la instalación de puntos de conveniencia en lugares públicos.

Por otra parte, los transportistas valencianos recomiendan al Ayuntamiento que simplifique los procedimientos y la creación de un registro municipal de empresas del sector grúas, así como un mayor control de los vehículos dedicados a mudanzas para evitar el intrusismo.