MAN Truck and Bus ha tomado parte en un proyecto europeo llevado a cabo en la ciudad de Múnich durante el pasado mes de noviembre para mejorar el reparto urbano de mercancías.

Los análisis del piloto, que ya se han hecho públicos, indican que la utilización de un vehículo de distribución MAN eTGM ha permitido reducir los tiempos de entrega en entre un 15 y un 30% al permitir el uso de una unidad totalmente eléctrica fuera de las horas de mayor congestión viaria en la capital bávara.

De igual modo, también se han observado mejoras en la puntualidad y en fiabilidad de la planificación en prácticamente la totalidad de los servicios.

Así mismo, el uso de unidades eléctricas ha permitido reducir el ruido de los motores, lo que ha permitido desarrollar servicios de entregas nocturnas sin afectar al descanso de los residentes en el entorno urbano, toda vez que se estima una reducción de la contaminación acústica en un cuarto.

Esta iniciativa pretende demostrar la viabilidad de proyectos para mejorar la distribución urbana de mercancías merced al uso de vehículos eléctricos, que permiten mejorar la sostenibilidad de estos servicios y, al tiempo, ofrecer operativas alternativas para evitar las horas en que el tráfico urbano es más intenso.