estibadores portuarios paran dos horas hoy en Europa

La Federación Europea de Trabajadores del Transporte, ETF, y el Consejo Nacional de Estibadores, IDC, se sumarán a las movilizaciones previstas para la semana del 13 de enero en señal de apoyo a los estibadores portuarios de Lisboa. 

Los movilizaciones se producen como respuesta a las condiciones laborales que, según las agrupaciones, padecen los estibadores y en particular el caso de los portugueses en el puerto de Lisboa, que llevan meses manteniendo un intenso enfrentamiento con el Gobierno luso y la patronal.

El gobierno portugués aprobó una nueva ley portuaria en febrero de 2013, lo que a juicio de los sindicatos “ha supuesto una merma en las condiciones laborales del personal de la estiba”.

Ya en el mes de junio de 2013, los estibadores del puerto de Lisboa llevaron a cabo una serie de movilizaciones para protestar por la contratación de trabajadores “sin formación específica” para sustituir bajas y jubilaciones, lo que en su opinión “constituía un incumplimiento del convenio colectivo vigente” con el consiguiente riesgo de una mayor “siniestralidad laboral“.

Como consecuencia de las movilizaciones, 47 portuarios del puerto de Lisboa fueron despedidos, lo que ha motivado que la ETF y la IDC hayan fijado como uno de los objetivos apoyar al sindicato y reclamar su reincorporación.

Para las dos organizaciones sindicales la legislación europea “está siendo utilizada para intentar debilitar las leyes nacionales y las condiciones portuarias en numerosos países, especialmente en España y Grecia”.

La campaña se intensificará durante la semana del 13 de enero, en la que los estibadores de toda Europa están llamados a movilizarse ante las embajadas portuguesas locales, para demostrar su apoyo a los estibadores de Lisboa y su determinación a defender los derechos del personal portuario en toda Europa.

A este respecto, el coordinador general de la Coordinadora Estatal de los Estibadores Portuarios en España, Antolín Goya ha mostrado recientemente su apoyo a los estibadores del puerto de Lisboa ante «las modificaciones legales y las decisiones empresariales que están sumiendo a los trabajadores en un entorno de inseguridad y precariedad». También se han sumado, en su apoyo a los portuarios portugueses gran parte de los trabajadores de los puertos españoles.