El operador logístico se encargará de la recogida de las piezas de recambio en el almacén central que el fabricante tiene en Azuqueca de Henares, en las proximidades de Madrid, para su posterior consolidación, envío y distribución a todos los concesionarios del grupo Mercedes-Benz en las zonas descritas.

Esto implica el envío de unos 2.000 pedidos equivalentes a 1.500 toneladas por año, a través del servicio marítimo de Ceva LCL (Less Container Load), que permitirá a Mercedes-Benz alcanzar el equilibrio ideal entre costes del servicio y tiempos de entrega.

Mercedes a buscado con la firma de este contrato con Ceva, la reducción de costes junto con una mejora en tiempos y frecuencias de envíos, aunando de esta manera las exigencias en tiempo y coste.

El Grupo Daimler  ya trabaja con el operador logísitico en varios países europeos como Italia, Alemania y Reino Unido, además de en México y Australia, por lo que este contrato supone fortalecer de hecho, la posición de la compañía en este sector en Iberia.