A primeros de este mismo mes de julio, los órganos de gestión de Molinero Logística tomaron la decisión de integrar a su íntegramente participada Transportes Frigoríficos de Alfaro, Transfrial, en la matriz.

Así pues, los socios de ambas entidades dieron el visto bueno a la operación de fusión de dichas sociedades mediante la absorción de Transportes Frigoríficos de Alfaro por Molinero Logística.

El movimiento ha implicado, además, la disolución sin liquidación de Transportes Frigoríficos de Alfaro, adquirida por la empresa transportista en 2009, y el traspaso en bloque de su patrimonio social a Molinero Logística.

Transportes Frigoríficos de Alfaro, con sede social en la localidad soriana de Ólvega donde también tiene su central el grupo empresarial de transporte al que pertenece, tiene una flota de 40 unidades con licencias para transporte internacional.

Molinero Logística, por su parte, es una de las grandes empresas de transporte frigorífico del país, con domicilio social en Ólvega y dos delegaciones más en la localidad riojana de Alfaro, desde 2009, cuando adquirió Transfrial, y en Zaragoza, operativa desde 2004.

Así mismo, la empresa de transporte soriana fundada en los años 40 del siglo XX cuenta con una flota compuesta por un total de 610 unidades y una sede central que ocupa 60.000 m² y en la que se prestan servicios logísticos , como almacenaje, empaquetado o picking.