Por qué la ‘joint venture’ de Boyacá y Sgel se ha ido al traste

Finalmente, la 'joint venture' de Boyacá y Sgel para la distribución de publicaciones periódicas no se ha concretado por la negativa evolución del mercado y diferencias respecto a la valoración de las dos compañías.

Miércoles, 25/05/2022 por CdS

La operación se propuso a finales de 2021.

Boyacá y Sgel llevaban planeando desde diciembre del año pasado la creación de una empresa en participación que iba a estar controlada conjuntamente por Boyacá, con un 65%, y Sgel, con un 35%.

Esta nueva compañía estaba destinada a asumir los negocios de las dos compañías relacionados con la distribución de publicaciones periódicas, principalmente de prensa, revistas y coleccionables, y, en el caso de Boyacá, también parte del transporte de este tipo de publicaciones.

La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia impuso a primeros de año algunas medidas destinadas a limitar los riesgos para el mercado en los segmentos de distribución mayorista y de transporte nacional de publicaciones periódicas.

Sin embargo, la empresa conjunta tardaba en constituirse, hasta que a primeros del pasado mes de abril, Boyacá daba cuenta a las autoridades de competencia de que habían surgido diferencias sustanciales respecto de la valoración de las respectivas compañías.

En particular, según refiere el organismo regulador, Boyacá ha incidido en la evolución negativa del mercado y el consecuente deterioro progresivo y constante del negocio de distribución mayorista de publicaciones periódicas, algo que se ha concretado en estrategias de gestión muy diferentes en aspectos concretos como la inversión en reestructuraciones de personal, el cambio de la estructura societaria o la estructura de financiación.

Todos estos factores han producido un evidente deterioro de la situación financiera de Sgel, según el criterio de Boyacá expresado a Competencia, tanto desde el punto de vista de balance como de cuenta de resultados, que no permiten justificar en modo alguno la operación presentada inicialmente.

En consecuencia, Boyacá ha indicado al organismo regulador que la operación no es justificable en los términos planteados y que es inviable la creación de una empresa conjunta con Sgel por existir un desequilibrio evidente entre ambas, lo que no permitiría acordar un modelo de gestión que garantice la viabilidad de la empresa conjunta en un formato de control conjunto, por lo que ha decidido no avanzar en el proceso de creación de una empresa conjunta con Sgel.