nissan-barcelona-campa-portavehiculos

El nuevo plan industrial busca asegurar la competitividad de la planta barcelonesa de Nissan.

Nissan ha dado a conocer esta misma semana su nuevo plan industrial de futuro para la planta que el fabricante tiene en Barcelona, y que incluye la construcción de una nueva planta de pintura, que supondrá una inversión de 70 millones de euros.

Por otra parte, el fabricante nipón planea adecuar la estructura de la planta a la reducción de los volúmenes de producción, con el objetivo de garantizar la competitividad, lo que supondrá la salida de 600 trabajadores a través de un plan de bajas voluntarias.

La marca japonesa estima que la inversión en una nueva planta de pintura es un signo de su confianza en este centro y una apuesta por garantizar la sostenibilidad del negocio en Europa, a través de medidas que potencien la competitividad de sus instalaciones en el Viejo Continente.

Además de las instalaciones de Barcelona, Nissan tiene otras plantas en Ávila y Cantabria, donde fabrica la furgoneta NV200, tanto la versión de motor de combustión, que dejará de fabricarse en breve, como la eléctrica, el pick-up Navara y el camión ligero NT400/Cabstar, así como componentes para varias plantas de la Alianza Renault-Nissan-Mitsubishi.

De igual modo, el fabricante asiático también tiene instalado en España un centro de I+D para toda Europa, un hub de distribución y una plataforma de recambios.