La designación del que fuera director de la Cooperativa de Armadores de Vigo en los años ochenta se producirá para ocupar el puesto que dejó vacante Ignacio López-Chaves, ahora delegado de la Xunta en la ciudad en sustitución de la cesada María José Bravo.

Con el nombramiento de López Veiga, natural de La Coruña y de 68 años, se busca dotar esta vez al puesto de un perfil con un mayor conocimiento del sector, que en el caso de López Veiga lo certifica su paso por la Consejería de Pesca en los gobiernos de Manuel Fraga, el Centro Tecnológico del Mar, o la Cooperativa de Armadores, donde fue secretario técnico y director.

Ha mantenido una relación estrecha con el puerto vigués, con un papel muy relevante en la ampliación de los muelles, en concreto Areal, frente a la negativa del consistorio.

López Veiga es el tercer presidente de la Autoridad Portuaria de Vigo durante el mandato de Núñez Feijóo. El primero fue Corina Porro, desde 2009 a 2011, cuando dejó el puesto para presentarse por tercera vez a las municipales de Vigo y a la que sucedió Ignacio López-Chaves.