El Gobierno ha nombrado, este viernes 2 de diciembre, nuevo presidente de Renfe a Juan Alfaro, en sustitución de Pablo Vázquez, que ha estado al frente del operador ferroviario público durante los dos últimos años.

Alfaro ha desarrollado toda su trayectoria profesional en el sector público. Desde abril de 2012 ocupaba en el Ministerio de Fomento, la dirección general de la Sociedad Estatal de Infraestructuras Terrestres (Seittsa), compañía encargada de construir proyectos de tren y carreteras, y llamada a asumir las autopistas quebradas. Precisamente durante su etapa en Seittsa, desde julio de 2012 hasta noviembre de 2014, no se adjudicó un sólo proyecto de obras.

En su nueva etapa como presidente de Renfe tendrá como principales retos impulsar el deficitario tráfico ferroviario de mercancías y preparar a la empresa ante la liberalización del monopolio de transporte de viajeros en tren, que el Gobierno acaba de retrasar hasta 2020.

El nuevo presidente de Renfe cuenta con experiencia, además de en el sector público, en materia de inversión y gestión de infraestructuras.

Antes de recalar en Fomento, entre los años 2004 y 2012 Alfaro formó parte de los consejos de administración de las empresas públicas Madrid Calle-30, la Empresa Municipal de la Vivienda (EMV), Madrid 2020 y Madrid Espacios y Congresos.

Con anterioridad, fue director de Proyectos de Inversión del Ayuntamiento de Madrid entre 2003 y 2011. También colaboró durante un año, en calidad de profesor asociado en la Universidad Carlos III de Madrid.